Compartir

Paracas, Perú, 16 de septiembre de 2017.- Jornada de altibajos es la que vivieron los chilenos que están compitiendo en el Baja Inka, certamen que hoy cumplió su tercera etapa con 386 kilómetros de los cuales 290 fueron cronometrados y que hoy vio a un binomio chilenos entre los tres mejores y sufrió el abandono de dos vehículos.

En una jornada que se vislumbraba complicada y que cumplió con dicha dificultad, la dupla Hernán Garcés – Juan Pablo Latrach (en la foto principal de la nota) tuvo una actuación de alto nivel tanto en la conducción como en la navegación, lo que les permitió culminar en el tercer lugar de la clasificación del día a 32’34” del peruano Juan Carlos Uribe, ganador del día.

“Nos fue muy bien, excelente en verdad. Piloto (Garcés) se mandó una perfomance excelente, no cometimos errores, lo pasamos muy bien y entretenidas las rutas”, comentó Juan Pablo Latrach.

Quien también cumplió una etapa correcta, tal como ha sido la tónica en este Baja Inka, fue el binomio Francisco López – Américo Aliaga. Como en los días precedentes, con un andar sólido hoy conquistaron el cuarto lugar de la etapa.

Américo Aliaga y Francisco López.

“Hoy la etapa estuvo complicada, pero no tanto como ayer. Una dunas espectaculares, muy altas, muy técnicas, con varios ‘ceniceros’, cambiaba mucho la arena de blando a duro así que había que navegar muy bien. Quedé un poco enojado porque al último me salté un punto y nos impidió tener ruta perfecta, pero estamos enteros y listos para recorrer los 91,4 kilómetros de mañana”, señaló Américo Aliaga.

La positiva jornada la cerró el chileno residente en Perú, Juan Carlos Vallejo, quien culminó en la sexta posición.

La cara opuesta la vivieron Luis Eguiguren – Sebastián Palma en UTV y Fernando León Lisandro Sisterna en la categoría T1 (autos) pues no pudieron culminar la etapa. Eguiguren – Palma tuvo un volcamiento de punta que si bien no tuvo consecuencias físicas, salvo algunos dolores naturales por el impacto, fue lo suficientemente golpeador para dejarlos fuera.

En tanto, León – Sisterna tuvieron un choque en las dunas producto de la poca visibilidad que se genera en las dunas, incidente que dejó su camioneta sin posibilidades de poder continuar.

Las asistencias de Eguiguren y León trabajan en los vehículos para que puedan largar mañana la IV Etapa y final, que contempla un trazado de 91.44 kilómetros.

En amarillo, destacados los binomios de Chile.

 

Análisis de la etapa por Juan Pablo Latrach

 

Análisis de Américo Aliaga

Comenta en MundoRally

comments