Compartir

De dulce y de agraz fue la jornada para el equipo Joker en el WRC de Argentina: mientras Pedro Heller – Pablo Olmos siguen en la lucha del podio, Alberto Heller – José Díaz se despidieron de la competencia en la que eran protagonistas.

Hasta ahora, nada detiene al binomio Pedro Heller – Pablo Olmos (Foto principal). Ni las costillas fracturadas y fisuradas de Pedro, ni el volcamiento que protagonizaron hoy, pues pese a todo, siguen en la lucha por los lugares de avanzada en el WRC de Argentina que hoy contempló 154 kilómetros divididos en 7 especiales.

La primera especial del día, la segunda de la competencia, la culminaron en la tercera posición ratificando el buen andar que han exhibido en las últimas carreras tanto en el RallyMobil como en el WRC. En el tercer prime vino lo impensado: cuando estaban en la tercera posición de la general tuvieron un volcamiento que no tuvo consecuencias físicas para el binomio, pero sí daños en el auto lo que les valió perder valiosos segundos, cayendo a la sexta casilla de la general. Claramente, pudo ser peor.

Con ese panorama, quien se empezó a robar las miradas fue la dupla chileno argentina Alberto Heller – José Díaz. Merced a su agresivo andar, rápidamente escalaron de la octava a la cuarta posición y cronometrando muy buenos tiempos, por ejemplo, en el 4to prime de casi 24 kilómetros quedaron a 30 segundos de Pontus Tidemand, líder de la categoría y de paso, el campeón vigente de la WRC2. ¿El detalle? Es la primera competencia mundialista de ‘Beto’. Simplemente, notable.

Así como Pedro Heller tuvo su accidente en el prime 3, Alberto Heller tuvo el suyo en la sexta especial pero con resultados diametralmente opuestos: “En una curva a la izquierda se nos fue el auto y terminamos volcados”, comentó el joven piloto cuyo auto sufrió daños en la jaula por lo que se despidió de la cita mundialista. Como ya ha sido costumbre en el último tiempo, ‘Beto’ destacó la experiencia vivida, lo bien que anduvieron y el ritmo alcanzado más que a lamentarse por el abandono, señales claras de los pasos que va dando en la madurez como piloto pese a su corta edad.

Así terminó el auto de Alberto Heller, claro que el volcamiento en nada opaca el buen andar exhibido por el joven piloto.

En la segunda parte del día, Pedro Heller volvió a lucir el andar de las primeras especiales y culminó el día en la cuarta casilla.

La etapa de mañana sábado contará con 146, 88 kilómetros cronometrados, divididos en siete especiales siendo el prime más extenso el de Cuchilla Nevada – Río Pintos (que se corre en dos ocasiones), de 40,48 kilómetros.

Comenta en MundoRally

comments