Compartir

Ya está casi todo dicho, aunque falta el capítulo más importante de la historia: el final. Los cuatro pilotos que se mantienen compitiendo en el Dakar 2020 están cumpliendo su objetivo, entre ellos, dos que están peleando por un lugar en el podio: Pablo Quintanilla, que marcha segundo e Ignacio Cornejo, que está quinto.

Unos acudieron por un lugar en el podio, otros por mejorar su última actuación y otros, a culminar la prueba motor más difícil del mundo. Y a horas de comenzar la última etapa del Dakar 2020, pueden estar todos orgullosos ya que están cumpliendo su objetivo.

En el caso de Pablo Quintanilla, siempre dijo que quería terminar lo más arriba posible y tras la 11ª etapa, está segundo y todavía atacando por ser primero, de hecho, se adjudicó la jornada de 379 kms entre Shubaytah y Haradh.

Quintanilla impuso sus condiciones con un ritmo sólido y sin errores en la interpretación del roadbook, apoyándose también con las huellas de referencia que siempre tuvo delante al largar en la novena posición. Solo las KTM de Matthias Walkner (austríaco) y Luciano Benavides (argentino) se acercaron a Pablo en algunos tramos de la carrera, y cerraron el parcial en las mismas ubicaciones.

Team manager Husqvarna Pierre Renet y Pablo Quintanilla en el bivouac en Haradh.

“Siempre es un sentimiento especial ganar una etapa en el Dakar y llevarme otra más este año es increíble. Fue una especial bien complicada, peligrosa; casi toda por fuera de pista y en medio de dunas que tenían cortes. Apreté mucho cuando tomé el ritmo que necesitaba, sabía que era una buena oportunidad de pasar adelante y la aproveché”, dijo el piloto de Husqvarna, quien agregó: “Si bien recuperé varios minutos con respecto a Ricky, todavía hay una diferencia importante; pero como sabemos, las carreras no se terminan hasta cruzar la meta. De todas maneras, ya el hecho de estar en esta posición me llena de orgullo. Después de todo lo que viví con la lesión del Dakar pasado, de estar mucho tiempo sin caminar y esperar casi ocho meses para subirme a la moto, llegar al final de la carrera en este lugar me hace sentir un ganador”.

Cuarto en la etapa y quinto en la general. Así está el iquiqueño Ignacio Cornejo a falta de los últimos 167 kilómetros de los 379 programados, pues la organización los recortó por haber obras petroleras en la ruta a Qiddiyah.

Ignacio Cornejo.

Cornejo, quien terminó a menos de tres minutos de Quintanilla tiene la posibilidad este viernes de intentar atacar para mantenerse en la posición de honor en la disputa de la etapa final para poder avanzar a lo que se propuso él y el equipo: el quinto lugar.

“Hoy (jueves) fue el primer día de dunas reales. Me he encontrado muy bien, muy cómodo. Fue muy entretenido y me he divertido mucho. Estoy entero y la moto también así que perfecto. Mañana (viernes 17) es el último día y estamos peleando para mejorar nuestra posición en la general. Creo que respecto al año pasado he mejorado mucho, me siento un piloto mucho más completo. Todavía tengo que superar ciertas cosas, pero estoy muy contento con mi progresión”, indicó el piloto nortino de 25 años.

Patricio Cabrera.

Quien coincidió con Cornejo en destacar a las dunas como protagonista fue Patricio Cabrera, quien arribó a 41 minutos 49 segundos de Quintanilla. “Me sentí bastante cómodo y terminé 26”, expresó en sus redes sociales el piloto que marcha 28° en la general. En tanto, Enrique Guzmán terminó 50° y está 45° en la general, ubicación más que positiva considerando que el objetivo de Enrique era terminar el Dakar 2020.

PUBLICIDAD

La etapa que pondrá término al Dakar 2020, no será lo compleja que se vislumbraba mercer al recorte de kilometraje ya que de los 379 km originales sólo se disputarán 167 km hasta llegar al podio en el centro de Qiddiya.

Comenta en MundoRally

comments